Con una gala artística que representó la historia de la institución desde sus inicios, Holguín festejó el aniversario 85 del Teatro Eddy Suñol, principal coliseo de la Ciudad de los Parques.

Artistas como las compañías Codanza, La Campana y la de narración oral Palabras al Viento, el Teatro Lírico Rodrigo Prats y la Orquesta de Cámara de Holguín confluyeron este sábado en el escenario para rememorar el dos de junio de 1939, día que nació el edificio bajo el nombre de Wenceslao Infante.

El espectáculo, con dirección artística del maestro Orestes Saavedra, fue la oportunidad para homenajear a artistas como la cantante María Luisa Clark y el pianista Frank Fernández que desarrollaron su carrera en el emblemático coloso art decó, erigido en las inmediaciones del Parque Calixto García Íñiguez.

Roger Rodríguez, director de la institución, en declaraciones a la prensa, afirmó que el objetivo de trabajo es hacer realidad la creación de artistas y compañías que allí se presentan, por lo que es importante el proceso de mantenimiento y conservación del edificio, así como la modernización de la tecnología.

La oportunidad fue idónea para entregar el Premio Alberto Davalos 2024, otorgado anualmente por el Consejo Provincial de las Artes Escénicas, a la bailarina y profesora Vianki González por sus aportes en el desarrollo danzario de la ciudad y la formación de las nuevas generaciones.

Asimismo fue otorgada la distinción Teatro Eddy Suñol a Jorge Hidalgo Pimentel, Gilberto González Seik, Julio Méndez Rivero y Ricardo Ronda Chacón por sus contribuciones a la cultura de la ciudad.

El Teatro Eddy Suñol constituye un destacado escenario del territorio, y su consolidación en principal espacio de las artes escénicas en Holguín estuvo vinculada al maestro Raúl Camayd, quien lo concibiera como sede del Teatro Lírico Rodrigo Prats, razón por la cual la sala principal lleva su nombre.

Durante más de ocho décadas la historia del teatro resguarda el paso de figuras como Libertad Lamarque, Jorge Negrete, Elena Burke, Omara Portuondo, Vladimir Malakhov y Carlos Acosta.

FOTOS: Juan Pablo Carreras Vidal